lunes, 6 de febrero de 2012

YO QUISIERA DE TI


 






















Yo quisiera de ti lo que el rocío del albor,
Pero todo asemeja estar tan lejano, tanto
Mi vida, que solo me queda ahogar el llanto
En el mutismo de mi habitación, sin amor.

Quizá, ésta vida haya equivocado mi parto,
Quizá mejor hubiera sido nacer nonato
Y dejar que mi alma siga en el anonimato,
Pues vivo estando ya de la vida más que harto.

Existo sabiéndome incomprendido, cansado
De los lugares que me hacen sentir inexacto,
Como si viviera y muriera en un mismo tiempo,

Encontrándome siempre solo, del mundo aislado,
Como si solo fuera de un banco un mero extracto
Mi sola existencia, siendo un largo contratiempo.